Fibratel abre oficina en México para prestar soporte a clientes en la implantación de soluciones y servicios de comunicaciones e IT

Desembarca en su capital para atender la demanda de empresas españolas que están desplegando nuevos proyectos en el país norteamericano y en otros mercados de su entorno más cercano

Fibratel, integrador español de soluciones y servicios de comunicaciones, acaba de anunciar la apertura de nuevas oficinas en Ciudad de México para prestar apoyo tanto a clientes españoles que están desembarcando en el país norteamericano, como a compañías mexicanas y ofrecerles cobertura, especialmente en grandes capitales como Ciudad de México, Puebla o San Luis de Potosí. La compañía española adaptará su oferta de servicios IT, telecomunicaciones, despliegue de redes fijas, WiFI e IP, así como soporte de almacenamiento y servidores, a las características del mercado mexicano.
Fibratel confía en su crecimiento orgánico y va a destinar recursos técnicos y comerciales a la zona para ofrecer una asistencia cercana que extienda su cobertura por todo el territorio mexicano. Entre sus planes, destaca la constitución de un departamento técnico y un CAU, que ofrezca soporte las 24 horas del día, y que le permitirá brindar su conocimiento en nuevas tecnologías, en un país de 120 millones de habitantes en el que se ha reactivado su economía y la demanda de soluciones tecnológicas avanzadas.
Como subraya el Director de Desarrollo de Negocio en México de Fibratel y nuevo responsable de esta oficina, Carlos Castillo, “los proyectos están creciendo de forma exponencial en el país y la demanda de tecnología crece a un ritmo muy superior al de cualquier mercado europeo. Además, las empresas españolas de TIC están muy bien consideradas. Está claro que se trata de un mercado diferente, en el que hay importantes distancias con respecto a Europa, en cuanto a divisa, tipo de empresas y tecnologías de base, a las que tenemos que adaptarnos”, reconoce el directivo.
La compañía española acude en directo a este nuevo mercado, aunque se apoyará en sus habituales proveedores de referencia, especialmente Cisco, Rittal y HP, en los que está especializado. Pero sus planes son aún más ambiciosos y su idea es que una vez consolidada la actividad en México, esta experiencia suponga un salto también para llegar a  otros países de la zona.

Así lo reconoce el propio Castillo, quien asegura que “a medio plazo, la idea es que la nueva oficina de México sea nuestra base operativa para alcanzar otros países. De hecho, ya hemos hecho proyectos en Colombia, Argentina y Estados Unidos”.

Ciudad de México se está convirtiendo en cabeza de puente para que las empresas españolas aborden el espacio comercial latinoamericano. Muchos proveedores tecnológicos ya tienen presencia en la zona y, en ocasiones, precisan un socio de referencia que les ofrezca soporte tecnológico.
 
Fibratel, consciente de esta oportunidad, ha definido un plan de expansión en la zona que comienza por el país norteamericano y que podría verse replicado en otros mercados. Como señala Carlos Castillo, “si colaboramos con clientes importantes, podemos ir con ellos a otros mercados, donde ya tengan presencia, y ampliar aún más nuestra cobertura. Creo que esta experiencia puede ser de gran importancia para la compañía y marcar el rumbo de nuestros próximos pasos”, sostiene.
La compañía, que recientemente cumplió su 25 aniversario, es hoy una clara referencia en el sector de las comunicaciones y en entornos de Data Center. En este tiempo, ha conseguido un progresivo crecimiento y consolidación, que ahora completa con estos planes de expansión internacional, así como otras iniciativas de especialización en sectores verticales, como industria 4.0, sector hotelero o retail.

Sus directivos consideran que vivimos un momento de especial dinamismo en algunos mercados internacionales que se pueden aprovechar, “si logramos estar preparados técnicamente para abordarlos, con soluciones y aplicaciones innovadoras que logren mayor integración entre ellas”, como apostilla Carlos Castillo.

En un mercado cada vez más competitivo, Fibratel aporta a sus socios y clientes soluciones y servicios integrales de comunicaciones, flexibles, ágiles y eficientes, que se adaptan a las necesidades de transformación de los negocios. Un escenario always-on, con una alta intervención de los dispositivos móviles, en el que las infraestructuras físicas deben evolucionar constantemente para adaptarse al fuerte ritmo de innovación.
 
Fibratel cuenta en este tema con una larga experiencia de éxitos y clientes satisfechos que son el mejor aval para abordar los ambiciosos proyectos de crecimiento que se plantea para los próximos años, tanto en el ámbito nacional como internacional.